Exhibición 3D en Seúl arroja luz sobre refugiados "invisibles"

ACNUR se une a una empresa de publicidad y un museo de arte para ayudar al público a ver y comprender mejor las necesidades de los refugiados en Corea del Sur y Níger.

Mini figuras de refugiados en la exhibición "Gente Invisible" pasaron casi inadvertidas en las concurridas calles de Seúl.  © ACNUR/CheilWorldwide

SEÚL, República de Corea, 12 de febrero (ACNUR) – En este conectado país de 50 millones de personas amantes de la tecnología, es casi imposible que alguien pueda pasar toda una vida completamente oculto a los ojos del público.

Sin embargo en Corea del Sur los refugiados han permanecido en gran medida ocultos durante décadas. "Me gustaría ser visto y escuchado por la gente", dijo Choto Chakma, un refugiado de Bangladesh que llegó a Corea en el 2007. "No es lástima lo que quiero. Sólo espero formar parte de la sociedad coreana de alguna manera."

Para dar visibilidad a las vidas de refugiados como Chakma, el ACNUR, Cheil Worldwide y el Museo de Arte de Seúl se han unido para realizar una exposición de figurillas 3D de refugiados en Seúl. La exhibición titulada "Gente invisible" tiene como objetivo hacer "visibles" a los refugiados dentro y fuera de Corea del Sur, usando tecnología de avanzada para crear las figuras en miniatura.

Organizada como parte de las actividades de responsabilidad social corporativa de Cheil Worldwide, el ACNUR y la empresa se reunieron con refugiados en Corea del Sur y Níger en los últimos dos meses. A los refugiados se les tomomaron fotografías y se produjeron mini figurillas tridimensionales en base a sus imágenes. También se grabaron en video las entrevistas realizadas a los refugiados.

Los resultados – decenas de figurillas, cada una del tamaño de una mano – se exhiben en lugares escondidos, tales como escaleras, estanterías y repisas de las ventanas del Museo de Arte de Seúl. Los visitantes que encuentran las figurillas pueden escuchar las historias de los refugiados mediante la conexión de sus teléfonos móviles con los códigos QR / NFC insertados en cada figura.

Para reflejar la indiferencia generalizada hacia los refugiados, la sala principal de la exposición muestra en varias pantallas gigantes un video en tiempo real de la gente que camina al lado de las figurillas de los refugiados, ignorándolas.

El pequeño tamaño de las figurillas y los inusuales lugares donde se exponen, se deben al objetivo de la exposición de ayudar a los visitantes a encontrar refugiados y "hacer que los invisibles sean visibles" explicaron los organizadores.

"En lugar de contarle a la gente acerca de los refugiados en un mensaje directo, teníamos la esperanza de ayudar a los visitantes a pensar y comprender las dificultades y necesidades de los refugiados, mientras los buscaban y escuchaban sus historias una por una", dijo Song-ha Lee, un redactor de Cheil Worldwide y co-director de la exposición.

Corea del Sur se convirtió en signatario de la Convención de Refugiados de 1951 en 1992 y reconoció su primer refugiado en el 2001. Un número creciente de personas ha buscado asilo en el país, viéndolo como la patria del Secretario General de la ONU Ban Ki-moon, y un país con derechos humanos avanzados.

En una entrevista con el ACNUR y Cheil Worldwide en Níger Ouda Ag Mohamad, un refugiado de Mali, deseó que la gente de Korea del Sur y en el mundo "nunca se vean en la necesidad de huir de sus hogares y convertirse en refugiados" como le sucedió a él. "Espero que puedan vivir toda su vida con dignidad y seguridad" añadió. "Espero también que se reestablezca pronto la paz en mi país para poder regresar a mi hogar".

A finales de 2013, más de 6.600 personas habían solicitado asilo en Corea del Sur, provenientes de países como Pakistán, Siria y Myanmar. Cerca de 370 personas fueron reconocidas como refugiados por el gobierno coreano.

Dirk Hebecker, Representante de ACNUR en Seúl, pidió a la gente no olvidar nunca que "los refugiados abandonan sus hogares y familiares, no porque quieran, sino porque tienen que hacerlo." Dijo que esperaba que más personas puedan llegar a conocer acerca de la difícil situación de los refugiados dentro y fuera de Corea, y reconocerlos como personas visibles. "Estamos muy contentos de formar parte de esta gran exposición que fue posible gracias a un creativo y dinámico equipo de jóvenes publicistas."

La exhibición de figurillas 3D de refugiados se inauguró el 7 de febrero y estará abierta al público hasta el 2 de marzo en el Museo de Arte de Seúl, en el centro de Seúl.

Para más información, favor de ver el video

Por Heinn Shin en Seúl, República de Corea