Iraq: Desplazamiento masivo desde Mosul

11 de junio de 2014 - En los últimos días, cientos de miles de civiles iraquíes han huido de los enfrentamientos ocurridos en Mosul, al norte del país, y en otras zonas. El personal del ACNUR está presente sobre el terreno controlando el flujo de desplazados y ayudando a los que lo necesitan. Las necesidades son inmensas, pero el ACNUR está trabajando para proporcionar refugio, protección y artículos de emergencia, por ejemplo, tiendas. Muchos de los desplazados abandonaron sus hogares sin sus pertenencias y algunos no tienen dinero para conseguir alojamiento, comida, agua o atención médica. Llegan a los puestos de control sitos entre la provincia de Ninewa y la región del Kurdistán sin saber hacia dónde dirigirse o cómo pagar los gastos.

Los organismos de las Naciones Unidas, los grupos humanitarios y los funcionarios del Gobierno están coordinando los esfuerzos y haciendo todo lo posible por ayudar a los que lo necesitan. Los organismos de las Naciones Unidas están pidiendo urgentemente más ayuda. El ACNUR espera poder proporcionar kits de emergencia así como centenares de tiendas. El ACNUR y sus asociados también trabajarán para proteger y ayudar a los desplazados.

El éxodo en el norte viene a sumarse al desplazamiento masivo producido este año en la provincia de Anbar, en la región occidental del Iraq, donde los enfrentamientos ocurridos desde el mes de enero han obligado a unas 500.000 personas a huir de la provincia o a buscar refugio en zonas más seguras.

Fotografías: ACNUR/ Rocco Nuri.

Gracias a la Voluntaria En Línea Luisa Merchán por la traducción del inglés de los textos de esta galería.