Tamaño del texto A A A

ACNUR, Encuentros y la Universidad Antonio Ruiz de Montoya proporcionarán asesoramiento jurídico gratuito en Perú

La Clínica Jurídica comenzará a funcionar la próxima semana en las instalaciones de Encuentros, Servicio Jesuita de la Solidaridad, con el objetivo de ofrecer asesoramiento y acompañamiento legal a personas refugiadas y solicitantes de asilo en Perú.

LIMA, Perú, 11 de agosto de 2017 (ACNUR) - ACNUR, la Agencia de la ONU para los Refugiados, organizó, en colaboración con Encuentros, Servicio Jesuita de la Solidaridad (SJS), y la Universidad Antonio Ruiz de Montoya, una Jornada de Capacitación sobre Protección Internacional de Personas Refugiadas que se llevó a cabo el 10 de agosto en Lima, Perú.

La Jornada tuvo como objetivo brindar a los participantes las herramientas conceptuales y prácticas para la puesta en marcha de la Clínica Jurídica, y las actividades de asesoramiento y acompañamiento legal de la población de solicitantes de la condición de refugiado y personas refugiadas en el Perú. De la actividad participaron alumnos y alumnas que este semestre formarán parte de la iniciativa así como las coordinadoras del proyecto.

La Clínica Jurídica es la primera iniciativa que ofrecerá servicios de asesoramiento y acompañamiento legal en el Perú y gracias a la misma, las personas refugiadas y solicitantes de asilo contarán con apoyo para el ejercicio y acceso efectivo a sus derechos.

El ACNUR ofreció esta actividad de capacitación como puntapié inicial y continuará apoyando esta acción para facilitar el acceso a la justicia de las personas refugiadas y solicitantes de asilo, garantizar el acceso a sus derechos, incluyendo el debido proceso legal en el marco del procedimiento de determinación de la condición de refugiado.

Estas acciones se enmarcan en el fortalecimiento de los sistemas nacionales de determinación de la condición de refugiado en línea con los objetivos plasmados por los países de la región en el Plan de Acción de Brasil (2014) y las contribuciones que se espera brindar con la Red de Apoyo Legal para los Refugiados en las Américas (RALRA), una red que articula acciones e iniciativas conjuntas tendientes a promocionar y defender el efectivo goce de los derechos humanos de todas las personas en situación de desplazamiento forzado transfronterizo e interno en las Américas.

Según el Informe Tendencias Globales del ACNUR, 65,6 millones de personas estaban en una situación de desplazamiento forzoso para finales de 2016. En los países que cubre la Oficina Regional del ACNUR para el sur de América Latina (Argentina, Bolivia, Chile, Paraguay, Perú y Uruguay), a diciembre de 2016 había más de 20.000 personas refugiadas y solicitantes de asilo en la región. En Perú hay una comunidad de más de 1.500 personas refugiadas y más de 4.000 que han solicitado esa condición en 2016.