Tamaño del texto A A A

Líderes de Naciones Unidas piden a la coalición encabezada por Arabia Saudita que se levante por completo el bloqueo de los puertos yemeníes del Mar Rojo

Declaración conjunta de OMS, PNUD, ACNUR, UNICEF, PMA, OIM y OCHA.

Declaración conjunta del Director General de la OMS Tedros Adhanom Ghebreyesus, el Administrador del PNUD Achim Steiner, el Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados Filippo Grandi, el Director Ejecutivo del UNICEF Anthony Lake, el Director Ejecutivo del PMA David Beasley, el Director General de la OIM William Lacy Swing y el Secretario General Adjunto de Asuntos Humanitarios y Coordinador de Socorro de Emergencia, Mark Lowcock.

GINEBRA/ROMA/NUEVA YORK, 02 de diciembre de 2017 (ACNUR) – El levantamiento parcial del bloqueo de los puertos yemeníes del Mar Rojo, llevado a cabo por la coalición liderada por Arabia Saudita en días recientes, está permitiendo a las organizaciones humanitarias retomar la provisión de asistencia básica a las personas en necesidad. Sin embargo, debido a la gran escala de la crisis humanitaria en Yemen, todo lo que este levantamiento hace es retrasar el colapso hacia una tragedia humanitaria masiva que costará millones de vidas. No prevendrá esta tragedia. Sin la rápida reanudación de las importaciones comerciales, especialmente de alimentos, combustible y medicinas, millones de niños, mujeres y hombres corren riesgo de hambruna, enfermedades e incluso muerte.

Las restricciones a las importaciones comerciales han llevado a la escasez de combustible, alimento y otros bienes esenciales, provocando el aumento en los precios y la devastación de las vidas y los medios de vida de las personas. El precio de la harina de trigo ha aumentado en un 30 por ciento, mientras que los precios del combustible se han duplicado, y los del agua en cisterna han crecido en un 600 por ciento en algunos lugares.

Las redes urbanas de agua en siete ciudades se han quedado sin combustible y ahora dependen de las organizaciones humanitarias para llenar el vacío. Otras ciudades pronto estarán en una situación similar si el bloqueo no se levanta, lo que dejaría a 11 millones de personas sin agua potable.

En otras áreas, las personas están reduciendo su consumo de alimentos a niveles peligrosos para pagar el creciente costo del transporte de agua o están recurriendo a fuentes de agua contaminadas para satisfacer sus necesidades básicas. Esto aumenta el riesgo de enfermedad, especialmente entre los niños.

Menos de la mitad de los establecimientos de salud funcionan, y se cerrarán más hospitales y centros de salud en caso de que los suministros de combustible y agua no mejoren. Las redes de alcantarillado en seis ciudades principales están comprometidas, amenazando con un nuevo aumento en el brote de cólera en el país, que ha alcanzado casi 1 millón de casos sospechosos y ha matado a más de 2.200 personas.

Yemen permanece en la cúspide de una de las mayores hambrunas de los tiempos modernos. Casi 400.000 niños sufren de desnutrición aguda severa y enfrentan un mayor riesgo de muerte. Más de 8 millones de personas podrían morir de hambre sin la asistencia alimentaria urgente que llega a Yemen. El 90 por ciento de los alimentos del país son importados, y la falta de importaciones comerciales a través de los puertos del Mar Rojo llevaría a otros 3 millones de personas al hambre. La amenaza de hambruna generalizada en cuestión de meses es muy real.

Esta catástrofe inminente es completamente evitable, pero requiere una acción inmediata de la coalición. Si bien tres barcos que transportaban alimentos obtuvieron permiso para atracar en el puerto de Hudaydah en los últimos días, cuatro camiones cisterna y diez barcos con comida han estado esperando permiso para entrar en el puerto. Juntos, pedimos a la coalición que abra con urgencia todos los puertos yemeníes del Mar Rojo por completo y facilite la entrada y la libre circulación de bienes comerciales humanitarios y vitales.

Las Naciones Unidas están enviando un equipo a Riyadh para discutir cualquier preocupación que la coalición y el Reino de Arabia Saudita puedan tener en relación con estos puertos. Pero necesitamos que la coalición otorgue urgentemente acceso sin obstáculos a las importaciones que pueden salvar las vidas de millones de personas.

 

Para más información, contacte: