Tamaño del texto A A A

Pronunciamiento de la Defensoría de los Habitantes de Costa Rica en el Día Mundial del Refugiado: País enfrenta atrasos en resolver más de 3 mil solicitudes de refugio

Unidad de Refugio de la Dirección General de Migración registraba, al finalizar el pasado mes de mayo, 3.519 solicitudes de refugio pendientes de resolver.

Martes 20 de junio de 2017. En el Día Mundial de los Refugiados, la Defensoría de los Habitantes sostiene que Costa Rica debe saldar la deuda en el atraso de la resolución de solicitudes de refugio, cuyo análisis y recomendación inicial corresponde a la Dirección General de Migración y Extranjería.

Según datos de la Unidad de Refugio de la Dirección General de Migración y Extranjería, a finales del mes de mayo 2017, se registraban 3.519 solicitudes de refugio pendientes de resolver; sólo ese mes se recibieron un total de 501 solicitudes de la condición de persona refugiada.

En razón de lo anterior, la Defensoría de los Habitantes considera urgente la ejecución de las medidas necesarias para asegurar el cumplimiento de los plazos previstos (3 meses según la Ley) para la resolución de las solicitudes del estatus de refugio. Asimismo, para la Defensoría se debe atender, en tiempo razonable, la emisión y renovación oportuna de documentación a las personas a las que se les ha reconocido esa condición.

Conoce la Defensoría que la Unidad de Refugio de la Dirección General de Migración se encuentra desarrollando, en conjunto con el Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR), un proyecto para la eliminación de la mora en la resolución de las solicitudes de refugio, mediante la contratación de 15 personas por un plazo de 3 meses para coadyuvar en las labores de elegibilidad, emitiendo recomendaciones técnicas y resoluciones de solicitudes de refugio y recursos de revocatoria.

Si bien la Defensoría reconoce este esfuerzo conjunto, reitera que se debe adoptar medidas que sean sostenibles en el tiempo; como por ejemplo reformas a la Ley General de Migración y Extranjería que permitan la eliminación o reducción de los costos de los trámites administrativos que deben cancelar las personas que solicitan o renuevan su estatus de refugiado.

También, otra reforma que la Defensoría considera necesaria tiene que ver con la Comisión de Visas y Refugio; ya que por la naturaleza de los temas sometidos a su conocimiento, debe analizar, por un lado, solicitudes cuya resolución obedece a intereses estatales (visas) y, por el otro, a obligaciones y compromisos internacionales de derechos humanos (protección internacional). Si bien es potestad del Estado costarricense definir cuál será la instancia encargada de conocer y resolver las solicitudes de visa de ingreso y de refugio; la Defensoría considera que al designar esta potestad a una comisión específica, debe garantizarse que su composición y funcionamiento responda a los compromisos internacionales que el Estado ha asumido en materia de protección a personas solicitantes de la condición de refugiadas y de aquellas a quienes se les reconoce dicha condición.

En este Día Mundial de los Refugiados, la Defensoría de los Habitantes hace un llamado acerca de la necesidad de buscar soluciones concretas a la mora en los procesos de determinación del estatus de refugiado. No puede la Defensoría dejar de señalar que estas personas se han visto obligadas a abandonar su lugar de origen; y que es su estado de vulnerabilidad lo que las lleva a solicitar el reconocimiento de esta condición; de ahí que el país está obligado a dar pronta respuesta a las solicitudes con el fin de garantizar el resguardo de su vida, libertad e integridad personal.

Datos de ACNUR indican que en Costa Rica hay unas 12.500 personas refugiadas, entre el 70% y 80% de solicitantes de esta condición ingresan por el puesto fronterizo de Paso Canoas.

Oficina de Prensa, Defensoría de los Habitantes de Costa Rica.