Tamaño del texto A A A

Satisfacción del ACNUR por el anuncio de Brasil de conceder visas humanitarias a sirios

Brasil es el primer país en todo el continente americano a conceder visas humanitarias para el ingreso de refugiados sirios en necesidad urgente de protección.

GINEBRA, 27 de septiembre de 2013 (ACNUR) - La agencia de la ONU para los refugiados ha expresado su satisfacción este viernes por el reciente anuncio del Comité Nacional para los Refugiados de Brasil (CONARE) de conceder visas humanitarias especiales para los ciudadanos sirios y personas de otras nacionalidades afectados por el conflicto en Siria y que deseen buscar protección en Brasil.

“La decisión facilitará una entrada expedita a Brasil y la resolución que instituye este procedimiento especial será válida durante dos años”, dijo el portavoz del ACNUR Adrian Edwards en una rueda de prensa en Ginebra, expresando satisfacción por esta medida.

Según anunciado, las embajadas de Brasil en los países vecinos de Siria serán las entidades encargadas de la expedición de los permisos ​​de viaje para las personas que quieran ir a Brasil. Las solicitudes de asilo tendrán que ser presentadas en el momento de la llegada a Brasil. Las visas humanitarias especiales serán extendidas también a todos los familiares que viven en los países vecinos de Siria.

Brasil es el primer país en las Américas a adoptar este enfoque hacia los refugiados sirios. Se estima que 3 millones de brasileños tengan ascendencia siria, a raíz sobre todo de una ola de inmigración que se produjo a principios del siglo 20.

Hasta ahora, el número de refugiados llegados a Brasil por causa de la crisis siria ha sido pequeño, con alrededor de 280 personas que ya han sido reconocidas por el CONARE. No hay solicitudes de asilo pendientes y Brasil ha reconocido el 100 por ciento de las solicitudes que se han presentado.

Sin embargo, según el Ministerio de Justicia, el número de solicitudes ha venido aumentando paulatinamente. El procedimiento anunciado por el Gobierno de Brasil es conforme a la normativa contemplada en la ley de refugiados brasileña.

Actualmente unos 3.000 solicitantes de asilo y unos 4.300 refugiados viven en Brasil. La mayoría proceden de Colombia, República Democrática del Congo y Siria.

El ACNUR ha hecho un llamamiento a los Estados para que concedan visas humanitarias para la admisión de hasta 10.000 refugiados sirios este año. La admisión humanitaria es un proceso expedito que puede ofrecer una solución inmediata para las personas con las necesidades más urgentes, mientras los programas de reasentamiento se encuentran todavía en sus etapas iniciales de implementación. También permite que se creen cupos adicionales, aparte de las cuotas anuales de reasentamiento de los Estados.

Hasta la fecha, Alemania ha ofrecido 5.000 cupos para la admisión humanitaria de refugiados sirios que se encuentran en el Líbano, y Austria ha ofrecido otros 500. Varios otros países han ofrecido cupos de reasentamiento, entre ellos Australia, Canadá, Dinamarca, Finlandia, Países Bajos, Nueva Zelanda, Noruega, España, Suecia y Suiza. Hasta el 10 de septiembre, estos países se habían comprometido a ofrecer más de 1.650 cupos de reasentamiento, 960 de las cuales en el año 2013. Los Estados Unidos han indicado que están dispuestos a considerar un número indeterminado de casos adicionales.