Tendencias Globales 2016

Cada minuto, 20 personas se convierten en nuevas desplazadas.

Durante las dos últimas décadas, la población mundial de personas desplazadas a la fuerza ha aumentado significativamente, pasando de 33,9 millones en 1997 a 65,6 millones en 2016, y continúa en una cifra récord. El crecimiento se concentró principalmente entre 2012 y 2015, y ha sido provocado mayormente por el conflicto en Siria, junto con otros conflictos en la región, como por ejemplo en Irak y Yemen, así como en África Subsahariana, incluyendo Burundi, República Centroafricana, República Democrática del Congo, Sudán del Sur y Sudán.

Los eventos de los años recientes han provocado un importante aumento en el desplazamiento: pasando de cerca de 1 de cada 160 personas desplazada a nivel mundial hace una década, a 1 de cada 113 en la actualidad. A pesar de que esta continúa siendo una cifra récord, el crecimiento en el número de personas que se han desplazado a la fuerza ha disminuido por primera vez en los últimos años. Sin embargo, una gran cantidad de personas estaba en movimiento en 2016 y hubo 10,3 millones de nuevos desplazados, grandes cantidades de refugiados retornados y desplazados internos, quienes se vieron obligados a huir pero se quedaron dentro de su país, Más de 550.000 refugiados han retornado a sus hogares para intentar reconstruir sus vidas.

© ACNUR

El Informe de Tendencias Globales se publica cada año para analizar los cambios que se han dado en las poblaciones de interés del ACNUR, y profundizar la comprensión de las personas sobre las crisis actuales. ACNUR cuenta y monitorea las cifras de personas refugiadas, desplazadas internas, personas que han retornado a sus países o áreas de origen, solicitantes de asilo, apátridas y otras poblaciones de interés para el ACNUR.

Estos datos se mantienen actualizados y se analizan con base en varios criterios, como por ejemplo dónde se encuentran estas personas, su edad y si son hombres o mujeres. Este proceso es extremadamente importante con el fin de satisfacer las necesidades de las personas refugiadas y otras poblaciones de interés en todo el mundo, y esta información ayuda a las organizaciones y a los Estados a planificar sus respuestas humanitarias.

© ACNUR

Refugiados

La población mundial de refugiados llegó a su punto más alto en dos décadas a finales de 2016, cuando alcanzó los 22,5 millones de personas (incluyendo 5,3 millones de refugiados palestinos registrados con UNRWA), lo que representa un incremento del 65 por ciento en los últimos cinco años. El índice de crecimiento ha bajado su ritmo pero la población continúa creciendo, con 2,3 millones de nuevos refugiados reconocidos en 2016. La mitad de ellos fueron reconocidos de forma grupal, el resto, individualmente.

Personas desplazadas internas

Los conflictos armados, la violencia generalizada y las violaciones a los derechos humanos obligaron a cerca de 5 millones de personas a huir dentro de las fronteras de sus propios países en 2016, lo que provocó que el número de personas desplazadas internas llegara a los 40,3 millones. El número de desplazados internos ha disminuido desde 2015, cuando llegó a su punto máximo de 40,8 millones de personas, después de cinco años de crecimiento sostenido.

Solicitantes de asilo

Para finales de 2016, 2,8 millones de solicitantes de asilo estaban esperando una decisión que les cambiaría la vida. Se realizaron 2,2 millones de solicitudes en el transcurso del año, cerca de 2 millones de estas eran primeras solicitudes, conocidas como procedimientos de “primera instancia” y el resto eran apelaciones o “segunda instancia”.

En muchos países, ACNUR maneja los procesos de toma de decisión por pedido de las autoridades nacionales. En estos países, más de 200.000 solicitudes fueron registradas, y cerca de 8000 fueron apelaciones.

Personas apátridas

Las personas apátridas frecuentemente viven en condiciones precarias al margen de la sociedad, provocando que la medición de las personas apátridas sea un desafío. ACNUR fue capaz de contabilizar a 3,2 millones de un estimado de 10 millones de personas apátridas en el mundo.

La identificación de las personas apátridas es clave para abordar las dificultades que enfrentan y permitirle a los gobiernos, el ACNUR y otros actores prevenir y reducir los casos de apatridia. El mejoramiento de la información es un logro importante para alcanzar los objetivos del Plan de Acción para Acabar con la Apatridia, así como para lograr las metas de la Campaña del ACNUR #IBelong. Si la apatridia se determina mediante procedimientos de acuerdo con el Plan de Acción, habrá nuevos datos en los países que reciben migrantes apátridas a su debido tiempo. el Plan de Acción también aboga por el fortalecimiento de los sistemas de registro civil y estadísticas vitales con el fin de aumentar la disponibilidad de datos cuantitativos.

 

Otras personas de interés

Ex refugiados, solicitantes de asilo rechazados y población de acogida afectada por los flujos de personas desplazadas son solo algunos ejemplos de las casi 800.000 personas que entran en esta categoría.

Los programas asistidos por el ACNUR que actualmente benefician a las personas de interés incluyen educación, salud, agua y saneamiento. Cerca de 115.000 refugiados retornados afganos que enfrentan desafíos al intentar reintegrarse en Afganistán y 162.000 ex refugiados de Burundi naturalizados en Tanzania y 80.000 filipinos musulmanes en Sabah, Malasia, fueron considerados personas de interés del ACNUR.