Blog de los refugiados y los desplazados

20.12.2010
14:40

Ecuador: “Vamos donde otros no van”

© ACNUR/ L.Dobbs

En un discurso reciente en la Universidad de Oxford, el Alto Comisionado de la ONU para los refugiados, António Guterres advirtió una vez más sobre la disminución del espacio humanitario.

En lugares como el norte de Ecuador, ACNUR están encontrando una manera de alcanzar a los más vulnerables, aislados y necesitados. “Vamos donde otros no van”, dijo un trabajador de ACNUR, “Es una manera de mantener el espacio humanitario abierto, y es vital”.

Durante una misión a Colombia y a la provincia de Sucumbios, en el norte de Ecuador, descubrí lo que quería decir este colega.

Tres años atrás, el personal de ACNUR se encontró con una comunidad de refugiados Afro-colombianos que habían estado viviendo cerca del  río San Miguel por casi dos décadas sin el conocimiento de las autoridades civiles de Ecuador.

Sonia, una Voluntaria de las Naciones Unidas que trabaja en la oficina del ACNUR de Lago Agrio, fue mi guía en el recorrido hacia su asentamiento.

Salimos justo antes del amanecer en un cuatro por cuatro y luego de conducir durante dos horas a lo largo de una senda de barro resbaladizo a través de una selva espesa, llegamos a la aldea rivereña de Barranca Bermeja, donde un defensor de los derechos humanos ecuatoriano había sido asesinado solo unas semanas antes.

Trepamos hasta el río, donde nos esperaban una piragua y dos barqueros experimentados. Una gran bandera de ACNUR ondeaba en la popa de la embarcación, para hacer saber a cualquiera quiénes éramos, sobre todo en una zona insegura.

Luego nos dirigimos río arriba. Pensé en “El Corazón de las Tinieblas” de Joseph Conrad  mientras recorría el bosque ansiosamente, presionando en ambos lados de la cinta de agua que separa ambos países. Sentí un aire amenazante.

Tuvimos que detenernos dos o tres veces para empujar la canoa a través de aguas poco profundas y estaba sofocándome bajo el sol de la mañana cuando nos detuvimos en una playa de guijarros después de más de dos horas. Una caminata de 15 minutos a través de barro y la selva con nuestras botas de goma, todo el mundo las usa aquí, nos llevó hasta el pueblo de Providencia.

El pueblo entero había aparecido para el evento del día, todos parecían contentos de ver a Sonia, quien contestaba al aluvión de preguntas sobre sus preocupaciones más apremiantes. Estas incluían temas como la propiedad de la tierra, el cuidado de la salud, los costos del transporte y otras cuestiones.

María, la matriarca del pueblo, de 50 años, vino hace 17 años escapando de la violencia en el departamento de Nariño, Colombia. “No había casas, nada. Llegué con mi marido y el niño y construimos un refugio con hojas”, dijo. Otros parientes los siguieron y “ahora hay alrededor de 22 familias”.

Por años, los pobladores tuvieron que cruzar el río, cuando estaba bajo, para llevar sus niños a la escuela o ir al médico en Colombia. “La primera autoridad en venir fue ACNUR”, recordó María. Siguieron las instituciones gubernamentales de registro y asistencia.

“Estamos muy agradecidos porque estamos recibiendo ayuda”, dijo María. La ayuda incluye maestros designados por el Estado, tanques de recolección de agua y programas de agricultura.

Alfredo Ordoñez Rodrigo, 28 años, trabaja en campos de tierra ácida labrados en la selva para mantener a su pareja y dos niños. “Cultivo yuca, maíz, banano y arroz”, dijo. “Hay días en que el calor y la lluvia no me dejan trabajar”.

Debimos partir, está prohibido por las normas de seguridad de las Naciones Unidas pasar la noche en un lugar tan remoto. María, su familia y cientos de otros refugiados en la selva de Sucumbios eligieron permanecer en esta región inhóspita. “Me siento segura aquí”, me dijo.“Sabemos cómo tratar con el medio ambiente”.

Pero las personas de Providencia necesitan ayuda y esta es la razón por la cual  mis colegas, como Sonia, continuarán recorriendo las regiones más remotas y de difícil acceso a lo largo de los ríos San Miguel y Putumayo para encontrar a estas personas, escuchar sus preocupaciones y llamar la atención de las autoridades hacia sus necesidades.

Leo Dobbs en Providencia, Ecuador

Enlace de TrackbackLink permanente
Palabras clave: ecuador
Vistas: 2477
  •  
  • 0 Comentario(s)
  •  

Su comentario

Notificarme cuando alguien más agrega un comentario a este post

<< Regresar al inicio del Blog

Suscríbase a nuestra red:

Síganos en Twitter Encuéntrenos en Youtube
« Diciembre 2010»
D L K M J V S
      1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30 31  

Últimos comentarios

Mr
05.03.2014 20:57
SALUDOS
04.12.2013 14:01
Mocambique 2013
25.11.2013 08:57
Un ejemplo de superación
03.11.2013 20:09

Archivo

  • [-]2014(10)
    • [-]Octubre(1)
    • [-]Setiembre(1)
    • [-]Agosto(3)
    • [-]Julio(3)
    • [-]Junio(1)
    • [-]Marzo(1)
  • [-]2013(14)
    • [-]Octubre(2)
    • [-]Setiembre(2)
    • [-]Agosto(2)
    • [-]Julio(1)
    • [-]Junio(2)
    • [-]Mayo(1)
    • [-]Abril(1)
    • [-]Marzo(1)
    • [-]Febrero(1)
    • [-]Enero(1)
  • [-]2012(11)
    • [-]Diciembre(1)
    • [-]Noviembre(1)
    • [-]Octubre(1)
    • [-]Agosto(1)
    • [-]Julio(2)
    • [-]Abril(1)
    • [-]Marzo(1)
    • [-]Febrero(2)
    • [-]Enero(1)
  • [-]2011(21)
    • [-]Diciembre(3)
    • [-]Noviembre(1)
    • [-]Octubre(2)
    • [-]Setiembre(1)
    • [-]Agosto(2)
    • [-]Julio(1)
    • [-]Junio(1)
    • [-]Mayo(1)
    • [-]Abril(3)
    • [-]Marzo(2)
    • [-]Febrero(2)
    • [-]Enero(2)
  • [-]2010(9)
    • [-]Diciembre(1)
    • [-]Noviembre(1)
    • [-]Octubre(1)
    • [-]Setiembre(3)
    • [-]Agosto(1)
    • [-]Junio(2)

Los más vistos

Día Mundial del Refugiado 2010
11923 times viewed
15.06.2010 15:51
Los jóvenes de Soacha HABLAN
6622 times viewed
28.06.2010 10:40
Ibarra, ciudad solidaria... trabajando juntos por la...
5418 times viewed
13.10.2010 16:20
De colores y alegría se pintó el carnaval en Esmeraldas
4834 times viewed
18.03.2011 15:35