Campesinos e indígenas de Cumaribo estarían en peligro de desplazamiento por fumigaciones aéreas


Fecha: lunes 21. abril 2008
Fuente: Consultoría para los Derechos Humanos y el Desplazamiento - CODHES.  |
País: Colombia
Tema(s): Fumigaciones y medio ambienteTipo de Documento: Comunicado de prensa

Por hambre y falta de recursos, 12.000 campesinos de Cumaribo, Vichada tendrían que desplazarse en mayo, cuando regresen las fumigaciones aéreas a esa población.
El temor al hambre y la pobreza que generaron las intensas fumigaciones aéreas en Cumaribo, Vichada, entre septiembre y octubre del año pasado regresó a esa población hace 15 días, cuando en una reunión con pobladores y autoridades en la vereda Chupave, el comandante de la Policía Antinarcóticos en ese departamento les informó que los sobrevuelos se reanudarán en mayo.
La angustia se debe a que en las fumigaciones de 2007 se perdieron buena parte de los cultivos de pancoger que las familias campesinas venían reemplazando poco a poco por las hectáreas de coca de las que antes obtenían sus ingresos. La hambruna se extendió hasta enero, cuando el verano les permitió a cerca de 5.000 personas salir desplazadas hacia la capital, Puerto Carreño y la ciudad de Villavicencio, departamento del Meta.
Pero a pesar de las reiteradas peticiones de los campesinos sobre pasar de la erradicación aérea a manual y que el proceso de reemplazo de la coca por otros cultivos como cacao y maíz se haga paulatinamente para no dejarlos en la pobreza, la respuesta del Gobierno ha sido negativa y lo único que afirman las autoridades es que la aspersión aérea no tiene vuelta atrás.
Por todo esto la comunidad de Cumaribo envió a Bogotá una comisión que se acercó a la Defensoría del Pueblo, para exponer su grave situación y a través de una carta dirigida a entidades estatales y organizaciones humanitarias solicitan conformar una comisión interinstitucional que viaje a la zona para conocer de primera mano la problemática y mediar con el Gobierno para encontrar soluciones urgentes.
La carta asegura que " Este desplazamiento será a partir de mayo y podría extenderse hasta junio y las consecuencias de la fumigación, además de la devastación en los cultivos sería la contaminación de las fuentes de agua como el río Uvá y sus afluentes, afectando especialmente la salud de niños y madres gestantes".
Cumaribo, el municipio más extenso de Colombia, es una muestra fehaciente de la historia de abandono a la que están sometidas muchas comunidades de las zonas más apartadas, donde la ausencia de instituciones y autoridades y la falta de vías de acceso han generado el ambiente propicio para que la coca aparezca como el único cultivo rentable.
Según cifras del Censo de Cultivos Ilícitos realizado por Naciones Unidas en 2006 Cumaribo fue el segundo municipio productor de coca después de Tumaco, Nariño. A pesar de la oferta hecha por funcionarios públicos para que las familias campesinas ingresen al programa Familias Guardabosques, como alternativa de sustitución de los cultivos ilícitos, los campesinos aseguran que el subsidio de 408.000 pesos mensuales que ofrece el programa no alcanza para subsistir mientras las nuevas siembras producen fruto.
La razón es que en las veredas de Cumaribo no existe transporte terrestre y cualquier producto que ingresa desde Villavicencio tiene el sobrecosto del transporte aéreo, es decir que a un kilo de cualquier producto el consumidor debe sumarle 3.500 pesos por flete. Por estas razones es que los pobladores de Cumaribo exigen atención urgente y especial.



No hay archivos asociados
Enlace al documento original:

www.codhes.org/index.php

Título