Reunión de Ministros de Relaciones Exteriores de Países Miembros y Grupo de amigos del Proceso de Quito

Señores Cancilleres de los Estados miembros del Proceso de Quito,

Quisiera en primer lugar saludar y felicitar a la Presidencia Pro Témpore de Chile del Proceso de Quito y a todos los países que lo conforman por adoptar esta Declaración Conjunta que destaca la capacidad de diálogo y cooperación a nivel regional y reafirma el compromiso de los Estados de seguir trabajando de manera articulada en una eficiente respuesta a la crisis de los refugiados y migrantes de Venezuela.

A pesar de los desafíos actuales en la región, el liderazgo de Chile ha permitido dar un nuevo impulso al Proceso de Quito consolidándolo aún más como el más pertinente mecanismo de protección e integración, así como para abordar cuestiones críticas que afectan la región.

Me gustaría reconocer a los Estados de la región que, aún en el contexto de la pandemia del Covid-19 y de las medidas de cierre de fronteras y otras restricciones a los movimientos transfronterizos, continúan facilitando el acceso a su territorio de las personas refugiadas y migrantes, y asegurando la unidad familiar de personas separadas de sus familias. Destacaría que estos son aspectos fundamentales para la protección y dignidad de las personas en necesidad de protección internacional.

Miles de refugiados y migrantes venezolanos se encuentran hoy sin acceso a derechos básicos, muchos han perdido su ya limitado apoyo social y económico para cubrir necesidades esenciales debido a las consecuencias del contraste a la pandemia. Ahora más que nunca, la prioridad debe enfocarse en la inclusión de los refugiados y migrantes en las políticas y programas nacionales de protección y asistencia y en el fortalecimiento de la respuesta humanitaria regional, incluyendo el acceso a la protección internacional o las alternativas de regularización y/o estadía legal, a sus derechos fundamentales e integración socioeconómica. 

Cabe recordar que la Conferencia Internacional de Donantes en Solidaridad con los refugiados y migrantes venezolanos organizada por España y la Unión Europea el pasado mayo logró movilizar recursos significativos los cuales son una clara muestra de solidaridad de la comunidad internacional. Sin embargo, ahora es necesario que los Estados den seguimiento directamente con las instituciones financieras internacionales, incluyendo entidades bancarias como el BID y el Banco Mundial, para fortalecer la respuesta regional a esta crisis. El ACNUR seguirá apoyando estas iniciativas tan críticas y, por lo tanto, quisiera también tomar la oportunidad de agradecer a Canadá por asumir el liderazgo en la búsqueda de solidaridad internacional. 

En este contexto, la Cooperación Internacional juega un rol fundamental y la constitución formal del Grupo de Países Amigos del Proceso de Quito (Suiza, Estados Unidos, España, Alemania, Canadá y la Unión Europea - Francia y Holanda han manifestado interés en sumarse) es un resultado importante alcanzado en el Capítulo de Santiago. No cabe duda de que el Grupo de Amigos puede contribuir a incrementar la visibilidad de las necesidades más urgentes de las poblaciones afectadas, así como jugar un papel crucial de cabildeo entre los Estados receptores y los actores de desarrollo. Como paso siguiente es fundamental que se proceda a la creación de un mecanismo concreto de articulación de sus acciones y coordinación entre los miembros del grupo y de interlocución con la Presidencia Pro Tempore, para lo cual desde ya pueden contar con el apoyo del Representante Especial Conjunto de ACNUR y OIM, Eduardo Stein, y de la Secretaria Técnica OIM-ACNUR del Proceso de Quito.

Me es muy grato felicitar a Perú, quien asumirá la Presidencia Pro Tempore del Proceso de Quito después de Chile, y reafirmo el acompañamiento del ACNUR en continuar apoyando, de manera técnica y financiera, la implementación de iniciativas y prioridades identificadas en el Proceso de Quito.

Señor Canciller, es únicamente a través de estas múltiples intervenciones y de los esfuerzos conjuntos de todos que podemos brindar una respuesta efectiva a esta crisis, aún más ahora que tenemos que enfrentar las consecuencias socioeconómicas de la pandemia.  

Gracias.