ACNUR rinde homenaje al valor y sacrificio de los trabajadores humanitarios

El Alto Comisionado António Guterres insta al personal a recordar a los trabajadores de ayuda humanitaria que han pagado el precio máximo al servicio de la humanidad.

Un trabajador del ACNUR en la frontera jordana distribuye galletas y jugos a los refugiados sirios recién llegados. Los trabajadores humanitarios con frecuencia operan en zonas peligrosas para ayudar a los necesitados.  © ACNUR/J.Kohler

GINEBRA, 19 de agosto de 2014 (ACNUR) – El Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados, António Guterres, rindió homenaje este martes a la enorme contribución aportada año tras año por los trabajadores humanitarios, observando al mismo tiempo cómo su trabajo se ha vuelto cada vez más peligroso.

"Solamente el año pasado, se han registrado 250 incidentes de seguridad en los cuales han muerto, han resultado heridos, o han sufrido algún tipo de lesión 457 trabajadores humanitarios", dijo el Alto Comisionado en su mensaje a los funcionarios de la agencia para conmemorar el Día Mundial de la Asistencia Humanitaria. "Nunca antes la comunidad humanitaria ha sufrido tantas pérdidas. Este año, las amenazas continuaron en Afganistán, Sudán del Sur, Somalia, República Centroafricana, Myanmar, Kenia, y muchos otros lugares".

Guterres recordó que un trabajador del ACNUR fue asesinado el pasado mes de mayo. "Nuestro colega Aboudalaye Sall fue brutalmente asesinado en la República Centroafricana", en el momento de mayor intensidad de la violencia intercomunitaria que estalló en Bangui y otras ciudades en diciembre de 2013.

El Alto Comisionado invitó a los funcionarios a recordar y rendir homenaje a aquellos que, como Sall, "pagaron el precio más alto al servicio de la humanidad. Honoramos su memoria y ofrecemos nuestra solidaridad a las familias de las víctimas y a los sobrevivientes".

Guterres resaltó que el Día Mundial de la Asistencia Humanitaria ofrece a los funcionarios del ACNUR una oportunidad para "detenerse y reflexionar sobre los desafíos personales y profesionales enfrentados por muchos colegas y sus familias, especialmente en el momento actual, cuando se presentan simultáneamente varias crisis y el mundo parece ser un lugar más peligroso e impredecible que nunca".

Guterres indicó que mientras los desafíos humanitarios aumenten, habrá más necesidad que nunca de trabajadores humanitarios. "El Día Mundial Humanitario es también un importante medio para concienciar al público sobre el papel crucial desempeñado por los trabajadores humanitarios que brindan protección y asistencia vital a millones de personas afectadas por los conflictos y desastres naturales en todo el mundo, y en ayudarles a reconstruir sus vidas".

En todo el mundo se realizan eventos el día de hoy para conmemorar el Día Mundial Humanitario, que este año tiene como tema: "El mundo necesita más Héroes Humanitarios". Entre las actividades de este año, se destaca la creación de una comunidad global en línea de Mensajeros de la Humanidad, quienes tomarán acción con respecto a las crisis humanitarias actuales compartiendo mensajes inspiradores en distintas plataformas sociales.

En Ginebra, el personal en la sede de ACNUR guardará un minuto de silencio para recordar a los colegas que han dado su vida en cumplimiento de su trabajo.

En 2008, la Asamblea General de la ONU designó el 19 de agosto como el Día Mundial de la Asistencia Humanitaria para rendir homenaje a las 22 personas que perdieron la vida en el atentado contra la sede de la ONU en Bagdad del 19 de agosto de 2003. Con su conmemoración se destaca el trabajo vital, y a menudo peligroso, realizado por los trabajadores humanitarios en todo el mundo.