Pronunciamiento de ACNUR y la OIM en el Perú en el contexto de las movilizaciones y protestas sociales de enero 2023

Comunicado conjunto

ACNUR, la Agencia de la ONU para los Refugiados, y la OIM, la Organización Internacional para las Migraciones, lamentamos profundamente la pérdida de vidas humanas en el contexto de las protestas sociales que acontecen en Perú desde diciembre de 2022. Ofrecemos nuestras más sentidas condolencias a los familiares y comunidades de las personas fallecidas, entre ellas, niñas, niños, adolescentes, mujeres, un policía e incluso un recién nacido.

Alertamos además que, debido al bloqueo de carreteras, muchas personas forzadas a desplazarse o migrantes en tránsito han quedado varadas, sin cobijo ni alimentos y, en algunos casos, con graves problemas de salud. 4 personas de nacionalidad haitiana murieron este 18 de enero en el distrito de Desaguadero en Puno debido a las duras condiciones climáticas y a la falta de alimento. Como consecuencia, un niño de 12 años ha quedado huérfano.

Agradecemos las gestiones de la Defensoría del Pueblo y de las autoridades locales en respuesta a la situación. Instamos a las partes involucradas en el conflicto a mantener la calma, a buscar el diálogo y a respetar los derechos humanos para que no haya más muertes. Asimismo, pedimos que se permita el tránsito humanitario, sobre todo el de aquellas personas en situación más vulnerable, como familias, niñas, niños, mujeres gestantes, refugiados y migrantes, personas mayores y personas con condiciones de salud.

ACNUR y la OIM, en coordinación con otras agencias de las Naciones Unidas, siguen brindando información sobre la situación a personas que se encuentran en tránsito en países vecinos, para evitar más personas varadas, y están coordinando con la Defensoría del Pueblo y otros actores locales para velar por los derechos de las personas refugiadas y migrantes.