Más de 1.5 millones de Venezolanos han tenido que abandonar su país desde el 2014, teniendo que dejar sus hogares y sus vidas como las conocían. Muchas son las razones por las que han tenido que desplazarse, inseguridad y violencia, falta de acceso a alimentos, medicinas y productos esenciales, son sólo algunos ejemplos.

Miles de familias se encuentran sin hogar, sin acceso a educación para sus hijos y sin algo que comer. Todos podemos ayudar a que sus vidas puedan volver a tomar un rumbo.

ACNUR, la Agencia de la ONU para los Refugiados, trabaja para garantizar que las necesidades básicas de las personas refugiadas sean cubiertas, tu donación es clave para poder dar un futuro a los refugiados.

Tú puedes ayudar a cambiar la vida de estas familias que lo han perdido todo.