Grandi conmocionado por el sufrimiento de la población civil en Siria

El Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados, Filippo Grandi, sostiene que las consecuencias de los siete años de conflicto representan una colosal tragedia humana y que la incesante violencia se debe a la falta de voluntad política.

El Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados, Filippo Grandi, sostiene que las consecuencias de los siete años de conflicto representan una colosal tragedia humana y que la incesante violencia se debe a la falta de voluntad política.  © ACNUR/Claire Thomas

BEIRUT, Líbano – El viernes, el Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados, Filippo Grandi, describió al sufrimiento de la población civil de Guta Oriental como un terrible ejemplo de la tragedia humana ocasionada por el conflicto en Siria, que ya lleva siete años asolando el país. "La población de Guta solo tiene dos opciones: irse de la región, sin saber que ocurrirá una vez que se vayan, o quedarse y convivir con las bombas", dijo en una conferencia de prensa en la capital del Líbano, Beirut. "¿Cuánto más puede aguantar un ser humano? Es verdaderamente terrible y un símbolo de lo catastrófico que se ha vuelto este conflicto para la población civil".

Grandi informó a los periodistas de que el convoy de ayuda de la ONU y la Cruz Roja que fue forzado a retirarse de Guta el lunes antes de ser descargado por completo, pudo reingresar, el viernes, al enclave sitiado para distribuir los suministros restantes.

"La población de Guta solo tiene dos opciones: irse de la región . . . o quedarse y convivir con las bombas."

Siete años de conflicto e inseguridad han causado profundas pérdidas en la población, economía e infraestructura de Siria. Cientos de miles de personas han perdido su vida mientras que la mitad de la población de Siria existente antes de que estallara la guerra ha abandonado su hogar, ya que 6,1 millones de personas se vieron obligados a desplazarse dentro del país y otros 5,5 millones viven ahora como refugiados en los otros países de la región.

Grandi sostuvo que la incesante violencia en Siria se debe a la falta de voluntad política de aquellos que se encuentran en la posición de poder terminar con la guerra. "Porque se necesita voluntad. Es necesario que los países que pueden tomar una decisión se reúnan y digan: 'terminemos con esto'. En estos siete años, eso no ha sucedido", denunció.

El Alto Comisionado dio estas declaraciones al terminar una visita de tres días en Líbano, país que acoge a más personas refugiadas por habitante que cualquier otro país en el mundo. Con cerca de un millón de refugiados registrados que huyeron del conflicto, los ciudadanos sirios representan, aproximadamente, una cuarta parte de la población total del país.

Grandi rindió homenaje al pueblo y al gobierno del Líbano por ofrecer protección y abrir sus escuelas, hospitales y servicios a los sirios por tantos años. Además reconoció las dificultades que este esfuerzo ha conllevado, tanto en la economía del país, como en las comunidades locales, y pidió a los donantes internacionales que hagan aún más para apoyar a los refugiados y quienes los acogen en la región.

Sin una solución política a la vista en Siria, la actual situación de constante violencia e incertidumbre implica que sea muy pronto para esperar que números significativos de refugiados retornen a sus hogares. "Los sirios sostienen que quieren retornar a su país algún día, sin embargo para casi la totalidad de ellos este no es el momento adecuado", dijo Grandi, y agregó: "Necesitamos seguir preparándonos para ese retorno, y estamos haciendo un gran trabajo en la misma Siria en vista de ello".

Ese mismo día, Grandi conoció a un niño sirio refugiado en una escuela especializada para niños sordos en Beirut, a la que asisten alumnos tanto libaneses como sirios. Nacido en las primeras semanas del conflicto, Mohammad perdió su mano izquierda en 2014, cuando bombardearon su casa, y hoy en día vive como refugiado junto a su familia en Beirut.

"Para mí, ese niño fue el símbolo del impacto de esta guerra en los más inocentes, porque lo que estamos viendo también en Guta – pero no solo en Guta – es cada vez más el impacto directo, el ataque directo, contra la población civil" sostuvo Grandi.

Por Charlie Dunmore

Gracias a la Voluntaria en Línea Camila Violante por el apoyo ofrecido con la traducción del inglés de este texto.