Música más allá de las fronteras: Instrumento de Paz

La Fundación Musical Simón Bolívar, FUNDAMUSICAL, y el ACNUR se unen para cooperar en la protección internacional de los refugiados en Venezuela.

Firma del Acuerdo entre FUNDAMUSICAL (Director Ejecutivo, Sr. Eduardo Méndez) y ACNUR (Representante, Sr. Mohamed Alwash).

Firma del Acuerdo entre FUNDAMUSICAL (Director Ejecutivo, Sr. Eduardo Méndez) y ACNUR (Representante, Sr. Mohamed Alwash).  © ACNUR/T.Font

CARACAS, Venezuela, 19 de febrero de 2013 (FUNDAMUSICAL-ACNUR). La Fundación Musical Simón Bolívar, FUNDAMUSICAL, y el Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados, ACNUR, firmaron el pasado viernes una alianza institucional para sumar esfuerzos en la protección internacional de los refugiados en Venezuela.

La cooperación conjunta contempla el diseño de un programa de identificación e inclusión de niños, niñas y adolescentes refugiados en los núcleos orquestales que ya "El Sistema" desarrolla en las fronteras de Zulia, Táchira y Apure con Colombia. Uno de los propósitos previstos es medir el impacto de la educación musical y el acceso a la cultura en aspectos como la reducción de las huellas de violencia que ha dejado el conflicto armado en Colombia en la vida de familias refugiadas en Venezuela, así como la influencia en su integración local. El programa podría expandirse, de la mano de ACNUR, a los núcleos binacionales entre Venezuela y Colombia que está impulsando FUNDAMUSICAL.

Esta alianza resulta particularmente relevante en el marco del proceso de negociaciones de paz en Colombia, siendo el único conflicto armado que persiste en América Latina tras unos 50 años y en el que el Gobierno de la República Bolivariana de Venezuela está jugando un rol destacado como mediador. Asimismo, se espera que sirva para reiterar los compromisos internacionales asumidos por el Estado venezolano en materia de protección a los refugiados, con énfasis en niños y mujeres, quienes constituyen alrededor de la mitad de la población afectada y son los más vulnerables.

El convenio firmado incluye además la consecución de conciertos especiales, misiones a terreno y otras acciones de movilización social, tanto en Venezuela como en América Latina y el mundo, destinadas a elevar la voz de los refugiados y sensibilizar a la opinión pública sobre las situaciones tan retadoras que han tenido que enfrentar.

Así, ambas organizaciones confían en sumar sus aportes en la construcción de la paz en la región, a través de la música, como un instrumento realmente poderosa/o en el camino a la equidad y la realización de los derechos humanos.