Número de refugiados que huyen de Siria se triplicó desde abril

Three-quarters are women and children and the real number is thought to be higher as many people only register when their resources run out [for translation]

Registro de una familia de refugiados sirios en Halba, en el norte de Líbano.  © ACNUR/F.Juez

GINEBRA, 17 de julio (ACNUR) – La agencia de las Naciones Unidas para los refugiados informó este martes que el número de refugiados sirios registrados o asistidos en Iraq, Jordania, Líbano y Turquía ya casi se triplicó desde el pasado abril, hasta alcanzar las 112 mil personas, en su mayoría mujeres y niños. Se estima que el número real de refugiados sirios sea considerablemente mayor, ya que muchas personas se acercan a los puntos de registro sólo como último recurso.

"En estos cuatro países muchos refugiados sirios recién llegados dependen de la ayuda humanitaria, ya que algunos llegan sólo con algo de ropa y después de muchos meses sin trabajar", dijo el portavoz del ACNUR Adrian Edwards en una rueda de prensa en Ginebra. "Las necesidades de los que llegaron a principios del año también están aumentando, al agotar sus ahorros", observó.

De la misma forma, las comunidades que acogen a los refugiados están enfrentando sacrificios crecientes, a medida que los recursos e infraestructuras locales son sometidos a fuertes presiones, en particular el suministro de agua, la disponibilidad de alojamientos y la capacidad de escuelas y centros de salud.

En Jordania, más de 33.400 refugiados sirios están ahora registrados con el ACNUR, el 80% de ellos se registró en los últimos cuatro meses. Su número ya excede él de los refugiados iraquíes registrados en el país (29.091).

"El ACNUR acoge con satisfacción la decisión del Consejo de Ministros de Jordania de establecer campamentos para acomodar a los refugiados sirios", dijo Edwards, agregando que a pesar de que el ACNUR continúe considerando que el establecimiento de campamentos en Jordania sea una opción de último recurso, "el número de refugiados sirios que llegan a Jordania requiere una planificación en la eventualidad que la capacidad de las comunidades de acogida llegue a su punto de saturación o que el número de los recién llegados aumente rápidamente".

El ACNUR y la ONG Jordan Hashemite Charity Organization (JHCO) han empezado a establecer el campamento en Za'atri, en la gobernación de Al Mafraq, en el norte del país. Ya se organizó un asentamiento para 3 mil personas, completo de servicios hídricos y sanitarios, instalado por el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF). El sitio tiene una capacidad potencial para unas 113 mil personas.

El número total de refugiados sirios registrados en Líbano ha alcanzado las 28.100 personas, a los cuales hay que sumar otros 2 mil refugiados que están recibiendo asistencia al tiempo que esperan ser registrados. Existen preocupaciones de seguridad, con unos 800 refugiados sirios que actualmente han encontrado abrigo en aldeas en zonas inestables a lo largo de la frontera entre Líbano y Siria.

En Iraq el número de refugiados sirios de origen curdo que han sido registrados por el ACNUR y el Departamento de Desplazamiento y Migración del Gobierno iraquí en la región de Kurdistán se ha casi triplicado desde abril, con más de 6.500 refugiados registrados y otros 1.400 en espera de registro. El campamento de Domiz, cerca de Dohuk, está actualmente acogiendo cerca de un tercio de la población de refugiados sirios en el país, pero se planea reubicar en ese campamento a más refugiados.

Según los datos del Gobierno turco la población en los campamentos se ha duplicado entre el 24 de mayo y el 16 de junio y actualmente es de unas 40 mil personas. El Gobierno ha anunciado el establecimiento de otros dos o tres nuevos asentamientos que se sumarían a los que ya existen. Eso aumentaría la capacidad de acogida del país de otras 30 mil personas.

"El ACNUR agradece que Jordania, Líbano, Iraq y Turquía estén manteniendo sus fronteras abiertas y acogiendo a los refugiados", dijo Edwards. También agregó que dos semanas después del lanzamiento del Plan de Respuesta Regional para los Refugiados Sirios, que cubre las necesidades presupuestales de siete agencias de la ONU y 36 ONG asociadas para las actividades de asistencia a los refugiados sirios, requiriendo financiamientos por 193 millones de dólares (USD), sólo ha sido financiado el 26% del monto necesario. El ACNUR y sus socios advierten que estos bajos niveles de financiación están teniendo graves implicaciones sobre la ayuda humanitaria brindada en Jordania, Líbano, Iraq y Turquía.